Neither better nor worst. Keep the differences, and diversity will do us greater

 

There are different models of leadership. Keeping the differences between them will improve the objectives, the strategies and will make us free.

captura-de-pantalla-2016-03-19-a-las-13-14-24

 Have you realized that maybe being used to a specific model of leadership is making us to undervalue other models? Have you realized that maybe depending on the type of organization, or the specific group in it, we should rather prefer different models? Would it be possible to integrate different leadership models in our organizations? What about if we…?

I do not want to write about models of leadership, neither try to show if there are advantages between ones and the others. I just want to shed some light over the need of accepting that there are different models, and that, in fact, men and women feel more comfortable working in one or another.

Before continuing reading, I would like to say that I think both men and women can develop the model I am going to describe as the feminine stereotype. Nevertheless, there are lots of studies that show differences about how men and women apply leadership: aim orientated versus strategy orientated; expressivity or self-control; collaboration; informed decisions; assertiviness; creativity; conviction; inclusion; mentoring…

I think all these qualities that are more common in the feminine leadership, are the product of a mixture of physiology and society. Moreover they could be the consequence of being continuously excluded from traditionally power structures and a reduced access to resources. All these facts could have contributed to developing more collaborative strategies, against classical competitive ones, and to give special value to transparency and creative thinking, as a reaction to those classically closed systems. All these values are really very important nowadays, in a society thirsty for changes, transparency and catalysts elements, so this leadership model constitute a leadership reserve that should not be wasted.

Maybe because of it, these typically feminine leadership qualities have now a new meaning and are nowadays more powerful. But to be properly valued like this, we need to listen to these leaders in a different way, not under the expectation of the traditional leadership.

I think women have strengths and behaviour that make us different, but, it will be only those teams who know how to take advantage of this diversity that will get adapted to the needs of this new society. However, despite all those features, women are still underrepresented in the management positions, even more in public sector. This makes the alternative leadership model undervalued or even discredited. I know it can be complicated to break down habits, but we need to realize that common facts are not always normal ones.

My aim is not to open a debate over the leadership models presented as alternative. What I would like to do is just to reflect on the fact that this model identified as the feminine leadership is the right model to manage teams, especially those in which knowledge is the most important value. Health institutions are a perfect example of knowledge systems in which to develop this leadership model. Because of it, we should consider that the future and success of these institutions will go through the integration and coexistence of the different models of leadership.

But even though, something else has to change, because this model of leadership, the model that looks for consensus, for sharing conversations and different points of view, takes the risk of being interpreted as a sign of weakness or insecurity. This means that, if we want all of those important values of this model not to remain in the background, IT IS IMPORTANT TO LISTEN TO THE WOMEN FROM A DIFFERENT POINT OF VIEW, understanding that this model is neither better nor worse, it is just different.

Keeping these differences will improve the objectives, the strategies and it will set us free.

Patricia A-Fdez

 

I have tried to summarize some of the characteristics of the female leadership model in the infographic.

Anuncios

Belén Garijo, CEO de la división sanitaria de Merck: “nunca me he sentido un bicho raro ni el prototipo de superwoman”

Belén Garijo

Natural de Almansa (Albacete), donde ostenta el título de “Almanseña Ilustre”, siempre quiso ser “un buen médico”.

Es licenciada en Medicina y Cirugía por la Universidad de Alcalá de Henares (Mádrid), especialista en Farmacología Clínica y una de las mujeres con más alta responsabilidad dentro del mundo de la industria farmacéutica.

Se define a sí misma como “una profesional con la determinación, la ambición y la visión para conducir a las organizaciones más allá de sus propias expectativas”. Reconoce en el talento, el compromiso y los resultados los ingredientes que le han permitido llegar donde está.

Rebelde y comprometida con su profesión, llegó a encerrarse junto a sus compañeros en la Facultad de Medicina en protesta por el numerus clausus. Ella lo define como “espíritu de lucha”, aspecto que reconoce valorar mucho en sus colaboradores: nunca aceptar un no por respuesta.

Finalizó su periodo de formación como MIR en el Hospital Universitario de La Paz y se incorporó al área de investigación y desarrollo en el mundo farmacéutico, aunque no puede evitar recordar que su vocación pasaba por la medicina hospitalaria. Ejerció como médico de familia, donde adquirió competencias, relacionadas con la empatía, que reconoce ha utilizado posteriormente durante su desarrollo profesional en el mundo farmacéutico. Además reconoce que le da al “ojo clínico” el mismo valor que en el ámbito asistencial: le permite ver que detrás de cada síntoma hay un problema que encontrar y resolver.

Inició su trayectoria en el ámbito farmacéutico como directora médica de Abbott España y ahí inició un periplo profesional que le ha llevado a vivir desde Estados Unidos a varios países europeos. En Abbott fue nombrada responsable global de Medical Affairs en la sede central de Abbott en Illinois (EEUU) y fue cuando decidió salir de su zona de confort (el área médica) y saltar al área de negocio, dirigiendo la Unidad de Negocio de Oncología de Rhone Poulenc Rorer. La fusión de este con Hoechst Marion Roussel le hizo pasar a ser la vicepresidenta del área de oncología de Aventis (Nueva Jersey, EEUU), desde donde regresó a España, ya como directora general de la compañía. La fusión con Sanofi hizo que se trasladase de nuevo, esta vez a París, como vicepresidenta de Operaciones en Europa y miembro del comité de dirección, hasta que en 2011 Merck la fichó como CEO de la división farmacéutica (Merck Serono) y posteriormente se convirtió en la CEO de Merck Healthcare, donde dirige el área de asistencia sanitaria a nivel global.

Desde entonces es miembro del consejo ejecutivo de la compañía y se ha convertido en la primera mujer no alemana en lograrlo, además de ser de las pocas, sino la única, mujer que lidera una compañía farmacéutica dentro del top 20 mundial. Es además consejera independiente de BBVA y L`Oréal y ha recibido numerosos reconocimientos profesionales a nivel internacional.

Aunque nunca se ha visto limitada por techos de cristal, reconoce que el nomadismo profesional, que le ha dado una gran visión global y exposición cultural muy enriquecedora, ha sido duro tanto para sus dos hijas, como para su marido (que ha tenido que supeditar su trayectoria a la carrera de su esposa) y para ella.

Considera que un líder es la persona que no sólo tiene la confianza, sino que también es capaz de transmitirla para movilizar o inspirar a los equipos a ir más allá y por ello cree que el reto no es conseguir los resultados, sino cambiar la cultura de una organización para que trabaje y consiga resultados de una manera distinta.

Considera que su estilo de liderazgo es muy directo, orientado a entender qué necesita su equipo para obtener así los mejores rendimientos, a poner en marcha estrategias y a conseguir resultados, porque valora que un líder sea una persona clara, sensible, capaz de escuchar y entender las circunstancias del otro y que sepa explicar las reglas del juego. Cuando habla de sus principales rasgos como líder, considera que ha sabido crear equipos de gente a su alrededor que son mejores que ella misma, lo que le enriquece enormemente, le estimula y le reta a ser mejor que ellos, porque reconoce no tener todas las respuestas.

Basa su estilo de gestión en la importancia del talento y de las personas para conseguir los objetivos de la organización, buscando encontrar la complementariedad entre todos los miembros, quizá por ello es una defensora apasionada de la diversidad. Considera que es importante que cada cual se sienta responsable de su labor, aspecto necesario para que consigan, contribuyan y aporten valores basados en objetivos, visiones y ambiciones previamente establecidos. Aboga por un modelo de gestión que esté dirigido por la contribución, no por qué es lo que controlo, sino por dónde puedo contribuir.

Ante la pregunta, en una de sus entrevistas, de si se ha sentido como un bicho raro, su respuesta es firme: “Nunca me he sentido un bicho raro ni el prototipo de superwoman. Siempre he pensado que superwoman es quien saca adelante a la familia con muchos menos recursos, con más limitaciones, y muchos más hijos que yo. Lo que sí soy es una trabajadora comprometida con mis objetivos, una persona que desea aprender cada día. Y si es necesario, y me tengo que reinventar para seguir gestionando mi vida laboral y personal, pues lo hago”.

Feliz semana!

Patricia A-Fdez

“Navega a contracorriente para que no te atrape la inercia”

FFF37C7B-C374-4AB8-A191-33680D55734E

Una vez me dijeron que los límites que uno tiene en gestión son los que uno mismo se pone. Con este breve consejo, no olvidado durante diferentes experiencias, la reflexión cambia según los años que van pasando y los retos a los que te enfrentas. También adquiere diferente valor en función de las personas a las que conoces y la forma que tienen para enfrentar sus miedos y retos.

La Enfermería, como profesión centrada en el paciente, nace con espíritu de ayuda al otro. Durante años comenzó bajo el paradigma de una profesión feminizada y servicial pero en la que cada vez estamos evolucionando más hacia un modelo basado en el liderazgo, en el que el carisma, la inspiración y el desarrollo competencial de los equipos se está imponiendo. Un modelo centrado por igual tanto en las actividades como en las personas, equilibrado y participativo.

Una trayectoria con cantidad de jefas, compañeras y amigas tanto siendo yo subdordinado, como compañero y jefe. Hoy aquí y mañana allí, pero intentando siempre conseguir lo mejor de uno mismo y del equipo al que perteneces.

Tantos nombres anónimos de los que he aprendido, compartido, enseñado y siempre sintiéndome afortunado trabajando con ellas. A mi cabeza vienen nombres como Marisa, Mª José, Sole, Mercedes, Mamen, Ana y tantas otras gracias a las que uno mismo forja su personalidad como gestor, directivo y persona.

La enfermería hoy en día, empeñada en ver su predominante feminización como una debilidad deja de tener en perspectiva que es su gran fortaleza puesto que la identidad forjada, como colectivo durante todos estos años, se debe preferentemente a ello.

Años en los que las enfermeras hemos avanzado en la gestión, evolucionando desde simples administradores de recursos materiales, enfermeras jefe, supervisoras, subdirectoras, áreas, directoras y recientemente hasta Consejeras de Sanidad. Hoy en día participamos, cada vez más, realizando labores horizontales en los equipos directivos y no meramente gestionando a las personas a nuestro cargo. Sumando y no dividiendo, haciendo que el producto de 1+1 sea siempre mayor que 2. No avanzando separados, sino juntos.

En todos los equipos de éxito, en los que he trabajado, siempre he tenido el privilegio de contar con más compañeras gestoras que compañeros y en este sentido siento orgullo de pertenecer a una profesión en el que el acceso a los puestos de gestión no tiene prejuicios de género. También es cierto que no siempre es así y que la sanidad todavía tiene barreras y que no solo estamos las enfermeras, sino que formamos parte de un universo complejo en el que hay muchos más actores con un reflejo diferente en el mismo espejo. Un modelo clásico, masculinizado y cuya meritocracia se basa en las órdenes unidireccionales, a veces obstaculiza y genera agravios dentro de los mismos equipos directivos. No será la primera vez ni la última que observamos como, en ocasiones, hasta se otorga menos credibilidad a una directiva frente a un directivo varón a igualdad de condiciones.

Durante todo este tiempo en el que observas, adquieres competencias y transfieres conocimiento pasan por delante de ti excelentes enfermeras que dejan huella. Algunas grandes conocidas, como mi espectacular Zulema Gancedo, referentes nacionales como Carmen Ferrer, otras internacionales, pero sin duda tantas y tantas invisibles. A veces las metas se alcanzan caminando a contracorriente, no dejándonos llevar por la inercia y en este sentido, ¿por qué no exportar nuestras bondades? ¿Por qué va a ser imposible? Imposible podría parecer que de mi anterior equipo hayan salido 2 brillantes Directoras Generales y una magnífica Subdirectora General.

Como metas/propósito 2016, conseguir que todas las gestoras que cada día hacen su trabajo de manera brillante, innovando y con pasión, sean cada vez más visibles y las podamos disfrutar todos y todas. Además, avanzar en la profesionalización de los puestos directivos y de gestión para garantizar que el mejor acceda al mejor puesto sin discriminación de ningún tipo.

Aportemos valor y valores a la gestión.

 

Carlos Peña

@carlosplcht

CARMEN FERRER ARNEDO, Directora Gerente del Hospital de Guadarrama

Carmen

Hablar de Carmen Ferrer es relativamente sencillo, hacerlo con objetividad desde la amistad personal y el reconocimiento profesional es más complicado.

Carmen es una enfermera referente, reconocida por todo el colectivo profesional. Es tenaz e infatigable en su trabajo. Pero sobre todo, es una persona inquieta intelectualmente, incansable a la hora de buscar y aportar soluciones a los retos y problemas que sus variados quehaceres profesionales le han ido marcando a lo largo del tiempo. Y todo ello, situando a la persona en el centro de sus intereses, creando equipo y velando por las necesidades de los pacientes y sus familias. Quizás por ello, la ética y la bioética figuren entre sus principales áreas de estudio y reflexión. Relatar su Curricular sería un trabajo exhaustivo, pero cómo no mencionar que se ha doctorado recientísimamente por la Universidad de Zaragoza y que es invitada para impartir numerosos cursos, conferencias, charlas y talleres, tanto en nuestro país como en América Latina.

Decía de ella una amiga común, “Es probable que su lugar de nacimiento, su tierra, haya influido de forma importante en ella. Podría llamarse Pilar y su nombre haría referencia a sus profundas convicciones como enfermera y persona”.  

Dos son los ejes que han condicionado su trayectoria profesional, el desarrollo de la Atención Primaria y las soluciones que el Sistema Sanitario debe desarrollar para el abordaje de la Cronicidad. En este sentido, es obligado mencionar que ha participado en numerosos proyectos, entre los que debo destacar los siguientes: Miembro del Grupo Técnico de la Red de Escuelas de Salud. Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad; Miembro del grupo director de la Estrategia de Atención al Paciente Crónico Comunidad de Madrid, 2013; Coordinadora Científica de la Estrategia para el Abordaje de la Cronicidad del Sistema Nacional de Salud Español. Aprobada en Octubre de 2012; Revisora de la Estrategia de Promoción y prevención de la Salud del Sistema Nacional de Salud Español; y Miembro del grupo de Cartera de servicios de INSALUD desde 1995 a 2000 y autora del Documento de Cartera de Servicios y de documento de Desarrollo de Planes de Cuidados en cartera de cartera de Servicios en AP. Del Ministerio de Sanidad, 1999.

Carmen siempre ha ejercido un marcado liderazgo, siendo una constante en su vida profesional desde sus primeros pasos en la puesta en marcha del nuevo rol de Enfermera de Atención Primaria. Habiéndose hecho más evidente en los veinte años que lleva ejerciendo como Directiva en el Servicio Madrileño de la Salud.

Ha desarrollado su actividad gestora como Directora de Enfermería en tres Áreas distintas de Atención Primaria, posteriormente, fue la primera enfermera nombrada Directora Gerente de un Área de AP, concretamente del Área 9 de Madrid, finalmente, en noviembre de 2010 asumió la Dirección Gerencia del Hospital de Guadarrama, responsabilidad que ostenta hasta la actualidad. En todos ellos su profesionalidad y valía han quedado demostradas desde el primer momento, sus propuestas, equipos y centros asistenciales han sido y son una referencia en el ámbito sanitario. Así lo demuestran los más de 12 premios y reconocimientos recibidos tanto por ella, como por sus equipos. Entre todos, destacaré el más reciente, entregado el pasado 28 de enero por la Fundación Ad Qualitatem, cuando el Hospital de Guadarrama recibió un Accésit por su Escuela de Cuidadores en los II Premios Ad Qualitatem a las mejores iniciativas de Calidad, Sostenibilidad e Innovación en el Sector Sociosanitario.

No puedo finalizar estas palabras sin mencionar su permanente optimismo, que no le impide ser tremendamente crítica con la falta de compromiso, con la ineficiencia y con la injusticia. Como ya he mencionado anteriormente, entiende que el trabajo en equipo es la clave del éxito.

Sin duda, es una suerte para todos nosotros contar con una mujer como ella, que desde la amabilidad y simpatía trabaja activamente para conseguir un mundo mejor.

Jesús Sanz Villorejo

Presidente de la Asociación Nacional de Directivos de Enfermería.

Director Clínica Universitaria Odontológica de la Universidad Europea de Madrid.

Regina Revilla: el Techo de Cristal existe

reginarevillapedreira_fc

Expresidenta, desde hace apenas un mes, de la Asociación Española de Bioempresas (Asebio), uno de los grandes referentes dentro del sector sanitario por su compromiso con la biotecnología, es la cuarta organización de este tipo en importancia en Europa.

Regina Revilla es licenciada en Farmacia en 1968 por la Universidad Complutense de Madrid. Su primer vocación fue entrar al ICADE, pero vivió una época en la que se consideraba que las mujeres no tenían futuro en la organización de las empresas, motivo por lo que terminó estudiando Farmacia. Después de tres años, consiguió engancharse a la vocación y terminó con Premio Extraordinario y una clara pasión: la de dedicarse a la investigación.

Se doctoró en Farmacocinética en la Universidad de Lovaina, una época que reconoce le marcó por la enorme formación y la gran riqueza cultural y lingüística de la institución. En 1973 volvió a España donde se incorporó para desarrollar todo el programa de investigación en Laboratorios Juste, única mujer a dicho nivel, actividad que compaginó con una beca en la Junta de Energía Nuclear, en la que montó el Departamento de Farmacocinética. Con 30 años le ofrecieron la Dirección de Investigación de Juste, que asumió al completar su formación con el Máster en Organización, Gestión y Dirección en Investigación de la Escuela de Organización Industrial en 1979, lo que le permitió adquirir todas las habilidades que se necesitan para gestionar, organizar y dirigir la investigación desde un punto de vista profesional.

Desde la pasión de la investigación dio el paso a la gestión científica, todo ello desarrollado en el sector privado, lo que le permitió ser todo un referente en el entorno de la innovación, tras lo que pasó a la Administración. En 1982, cuando se empezó a desarrollar la Ley de la Ciencia, fue la responsable de la misma. Fue la primera Subdirectora de Biotecnología, Medicina y Química. En enero de 1984 entró en el Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial para la renovación del organismo, para adaptarlo a la Ley de Reconversión Industrial, donde se dedicó a todo lo relativo a biotecnología, nuevos materiales, automática y robótica, y, sobre todo, al Plan de Farmacia, que era un plan específico. Con posterioridad participó en el primer Plan de Fomento de la Investigación Farmacéutica, que siguió evolucionando hasta llegar a Profarma, que aún sigue vigente adaptándose a las necesidades. Como Directora de Programas Internacionales, y posteriormente Directora General de Política Tecnológica participó en el lanzamiento del primer Plan de Calidad Industrial, momento en el que ya era vicepresidenta de Aenor.

Desde allí, pasó al Ministerio de Sanidad donde fue responsable de trasponer todas las directivas comunitarias, además de la Ley del Medicamento y de separar el registro de medicamentos de los aspectos relacionados con la financiación.

En 1994 fue nombrada Secretaria General de Alimentación, donde fue testigo de cómo se modernizaron los sectores del queso, el aceite o el vino, así como la modificación del Instituto de Denominación de Origen del vino.

En 1996 entró a trabajar en Merck, Sharp & Dome España (MSD), una compañía que consideraba referente, como Directora de Relaciones Externas y Comunicación, donde desarrolla un trabajo vinculado a la Responsabilidad Social, que reconoce le encanta. Es Consejera de la Fundación Marcelino Botín. Patrona de la Fundación Medina y de la Fundación Valenciana de Estudios Avanzados. Miembro de las Juntas Directivas del Centro de Políticas Públicas, del Foro de Empresas Innovadoras, del Foro de Alta Dirección y de Forética. Académica de la Real Academia Nacional de Farmacia y de la Academia Iberoamericana de Farmacia. Jurado de los Premios de Investigación Nacional, del Premio Joven de la Universidad Complutense de Madrid y de los Premios Cristobal Gabarrón y elegida Top 100 durante los años 2011, 2012 y 2014.

Pese a semejante desarrollo profesional, cuando se le pregunta sobre los “Techos de Cristal”, expresa su sentimiento: “El techo existe para las mujeres, porque tenemos que elegir. Creo que el hombre no se plantea la disyuntiva entre vida personal y profesional. Nosotras tenemos otras obligaciones, y también otras satisfacciones. En mi caso, por razones familiares rechacé cargos más altos que los que he ocupado en la Administración. Pero la familia tiene para mí un valor que en la balanza pesa más. Haber estado con mi madre en sus últimos años de vida, y disfrutar ahora de mis nietos, no lo cambio por nada. De todas maneras, las nuevas generaciones lo tienen más claro, porque los hombres también han cambiado.”

Feliz semana!

Patricia A-Fdez

Y si hablamos de Innovación y Farmacia Hospitalaria… Maria Jesús Lamas

Chus Lamas

Como casi cada semana, se debaten en mí las dudas: ¿es realmente necesario?, ¿es esta la fórmula más acertada?, ¿quién soy yo para escribir sobre ellas?… Y sin embargo, recuerdo algunos de los motivos por los que empecé esta iniciativa; recuerdo la importancia de hacerlas visibles, porque su esfuerzo para romper esos techos de cristal debería ser motivación suficiente para que las demás no dejásemos que se siguiesen construyendo, ni siquiera en sitios lejanos; recuerdo que sin referentes es difícil cambiar los modelos; y me repito una de esas frases hechas que tanto me gustan: “Sé parte del cambio que quieres ver en el mundo”… Y sí, no puedo evitar no mirar hacia otro lado, por lo que aquí sigo, intentando visibilizar a mujeres que son referentes en el ámbito sanitario con el objetivo de hacer visible otro modelo, porque realmente creo que la diversidad es clave si queremos una sociedad más plural y, por ende, mejor.

Esta semana le toca a una de esas líderes que descubrí hace meses de la mano de esos amigos con corazón galego e iniciativas innovadoras. Con lo grande que parece el mundo, y lo pequeño lo hacen algunas veces las redes sociales… Maria Jesús Lamas (Chus Lamas) es la Jefa del Servicio de Farmacia del Complejo Hospitalario de Santiago (CHUS) y Directora de Investigación de la Sociedad de Farmacia Hospitalaria.

Licenciada en Farmacia, Diplomada en Oncología Farmacéutica por la Universidad de Valencia, Acreditada como Farmacéutica Clínica en Oncología (BOCP), Board of Pharmaceutical Specialties (BPS) y la American Pharmaceutical Association (APhA), Facultativo Especialista en Farmacia Hospitalaria y Doctora en Farmacia por la Universidad de Santiago con la Tesis “Estudio Farmacogenético del Cáncer Colorrectal” por lo que obtuvo además la categoría de Premio Extraordinario. Ponente habitual de jornadas, congresos nacionales e internacionales y además activa miembro de la comunidad sanitaria en el mundo 2.0 (@chuslamas) desde donde colabora incluso con iniciativas formativas.

Goza de un extraordinario reconocimiento por su prestigio y dilatada experiencia en su especialidad. Su vinculación con el CHUS comenzó con sus primeros pasos en el servicio de Farmacia como residente. Dos décadas después, fue nombrada Jefa de un servicio con gran peso en la actividad diaria de un complejo como el de Santiago, de referencia a nivel internacional. No le gusta hablar en singular sino en plural, del equipo que trabaja con ella en un servicio que no solo atiende a los pacientes del CHUS, sino también al millar de usuarios de residencias sociosanitarias concertadas.

Su trabajo como responsable de la unidad de Farmacia Oncológica del CHUS (2003-2013) ha marcado su actual cargo. “Quiero extender el modelo integral de atención médico-farmacéutica que iniciamos con los pacientes oncológicos al resto de especialidades del complejo” y con esa filosofía participó, junto a otros profesionales, en la publicación de la Real Academia Nacional de Farmacia: “Continuidad Asistencial del Paciente con Antineoplásicos Orales” y que, efectivamente, continúa contagiando a otras especialidades: “Proceso de Fibrilación Auricular“.

Convencida del reto de que es posible convertir los centros sanitarios en potentes áreas de investigación e innovación y decidida a hacer de las nuevas tecnologías aplicadas una herramienta potente de los Servicios de Farmacia como apoyo a las decisiones de los Servicios clínicos, sin perder el prisma de que sólo a través de la priorización podremos conseguir una aplicabilidad real y sostenible en el tiempo

Y sobre todo innovadora nata, dispuesta a hacer del cambio su zona de confort, lo que hace que desde la Dirección de Investigación de la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria promueva iniciativas para mejorar la gestión de la investigación desde la excelencia.

En fin, una de esas profesionales más a engordar la lista de las de “a admirar” como modelo de cambio…

¡Feliz semana!

Patricia A-Fdez

 

Raquel Blasco, la referencia en medicina deportiva con nombre de mujer

Raquel-Blasco

Licenciada en Medicina y Cirugía por la Universidad de Valladolid con Sobresaliente-Honor, Especialista en Medicina Interna, Doctora en Medicina por la Universidad de Valladolid en 1995 con Sobresaliente “cum laude” al trabajo “Estudio de la Adaptación cardiovascular al entrenamiento en deportistas de competición” y con una amplísima experiencia docente… Profesora en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte de la Universidad Miguel de Cervantes, en la Facultad de Medicina y en la Escuela de Magisterio de la Universidad de Valladolid, de Farmacia en la Universidad del País Vasco y en la Universidad de Pamplona, de Medicina y Fisioterapia en la Universidad de Salamanca, de Medicina de la Alfonso X el Sabio, de Ciencias de la Actividad Física y el Deporte de la Universidad Católica San Antonio de Murcia, pero sobre todo una referente cuando hablamos de medicina y deporte, de medicina y lucha antidopaje (avalada por el Consejo Superior de Deportes para la lucha antidopaje), de ergogenia, pero sobre todo de salud, especialmente conseguida a través de la actividad física y la mejora del rendimiento deportivo.

Con una amplia experiencia investigadora: “Síndrome de fatiga crónica en el deportista, predicción mediante parámetros de función miocárdica”. “La Adaptación al entrenamiento en el corazón del deportista. Guía práctica de cardiología deportiva”. “Proteínas y rendimiento deportivo. Influencia de la suplementación nutricional con proteínas ricas en aminoácidos ramificados sobre el rendimiento deportivo”. “Seguimiento biomédico. Evolución Funcional en diferentes categorías de nadadores y deportistas pertenecientes a la Agrupación Deportiva Zamora”. “Óxido Nítrico exhalado en la valoración del broncoespasmo inducido por esfuerzo”. “Reducción en el consumo de recursos sanitarios asociado al asma tras el tratamiento con montelukast en España (estudio PRAACTICAL)”. “Suplementación con bromelina en el daño muscular producido durante el ejercicio físico excéntrico. Estudio Bromesport.” Algunas de ellas motivo de premios como la de “Síndrome de fatiga crónica en el deportista, predicción mediante parámetros de función miocárdica” galardonada con el Premio Caja de España de Valladolid de la Real Academia de Medicina y Cirugía de Valladolid, donde además es Académica Corresponsal.

Es la responsable de la unidad de Valoración Médica del Centro Regional de Medicina Deportiva, así como de su área de investigación y de la Unidad de Nutrición del CEREMEDE y de la alimentación de los deportistas de la Residencia Deportiva “Río Esgueva”. Actividades que compagina con la de médico colaborador de la Real Federación Española de Atletismo, Judo, Baloncesto, Natación, Voleibol, Fútbol, Rugby, Balonmano, Piragüismo, Ciclismo, Patinaje Kárate y deportes asociados y Tiro con arco.

Pero, sobre todo, es una gran divulgadora en la red 2.0, a través de su cuenta de Twitter, donde cuenta con más de 12.000 seguidores, su blog (Ex notitia victoria – Saber para vencer) y el de Entrenamiento y Nutrición, en el que colabora de forma habitual. En el mundo 2.0 se plantea como objetivo principal mejorar el rigor de las publicaciones el campo del deporte y la medicina, de forma que la información en materia de salud, rendimiento, ayudas ergogénicas, etc sean más accesibles, basadas en evidencia científica y sin vulgarizar sobre el tema.

Tiene claro que los profesionales tenemos la responsabilidad de facilitar información veraz y documentada, porque somos referentes y garantes en materia de salud, si bien considera que no sólo es necesario generar información veraz “cuanta más información se disponga, más posibilidades tendremos de salir adelante de todo”, sino que la información hay que compartirla, porque nuestro deber es divulgar. Y, aunque reconoce necesitar dedicar tiempo fuera de sus horarios de trabajo a las redes sociales, considera que, en estas, “recibe bastante más de lo que da”.

Tiene varias entrevistas en la red, pero nos quedamos con la de Neomed y su autodefinición en una sola frase: “Soy eminentemente curiosa, me gusta estar al tanto de lo que pasa a mi alrededor y participar lo más que pueda”.

En fin, una mujer más de las consideradas referentes en el ámbito sanitario, ¡una auténtica crack!

¡Feliz semana!

Patricia A-Fdez